Hologramas de seguridad: Método contra la falsificación

Tanto los consumidores como la industria se han enfrentado en mayor o menor medida a este problema en un mercado en el que la globalización de los productos ha dado lugar a métodos de piratería y duplicación cada vez más sofisticados. En consecuencia, las aplicaciones de hologramas han surgido como la mejor manera de proteger las marcas y satisfacer a los clientes.

Los hologramas de seguridad se crean específicamente para impedir la falsificación, ya tiene la función de sello de garantía con el motivo de verificar la autenticidad de un producto mediante patrones o códigos únicos. Las características ópticas de este tipo de hologramas, que hacen imposible su fotocopia o escaneo, se utilizan para respaldar la autenticidad de la mercancía. Por ello, las aplicaciones de hologramas de seguridad ofrecen un valor al producto, que se considera una característica que garantiza la calidad y lo diferencia de la competencia.

Aplicaciones en el sector industrial

A menudo hay varias aplicaciones de hologramas que se pasan por alto en la tienda de comestibles, el centro comercial o el autoservicio y que son necesarias para mostrar la singularidad de un bien o servicio. Entre ellas están:

  • Etiquetas holográficas.
  • Mangas termoencogibles.
  • Etiquetas textiles.
  • Embalaje.
  • Hot stamping.

Estos usos difieren según el producto o el sector. Mientras que algunos productos necesitan un diseño de seguridad estándar, otros tienen series, textos, patrones o imágenes distintivas que son fácilmente reconocibles para el personal de una empresa.

¿Cómo detectar códigos de barras falsos y de mala calidad?

Sin duda, el adagio "lo barato siempre sale caro" es válido para casi todo, incluidos los códigos de barras.

Existen algunas versiones piratas que, si compras por accidente o en un esfuerzo por ahorrar dinero, pueden acabar provocando problemas costosos para tu empresa.

Cuando los productos se identifican mediante códigos de barras, puedes hacer un seguimiento de toda la cadena de suministro, desde la realización del pedido hasta la venta.

No te fijes en el diseño

Se trata de algo más y no solo de que consigas una etiqueta para pegar en el envase con barras blancas y negras y números debajo. Si quieres conseguir uno para tu producto, debes acudir a una organización internacional encargada de emitirlos porque esta imagen denota una codificación regulada y estandarizada.

La tarea principal de la organización encargada de emitir los códigos de barras en México es asignar a cada empresa un código de identificación único que se utilice en conjunto con otros números para identificar cada uno de los productos a nivel mundial.

Esto permite a las empresas acceder a los grandes minoristas y a los grandes almacenes que necesitan la codificación de productos para agilizar los procesos logísticos, entre otras operaciones como el control de inventarios y la reposición de existencias.

Piratería

Sin embargo, hay sitios web que venden códigos de barras baratos que no son estándar y están vacíos, lo que hace imposible que los sistemas de seguimiento utilizados por las empresas de transporte o los escáneres de las cajas los lean.

Muchos propietarios de pequeñas empresas y emprendedores que quieren expandirse y empezar a vender a grandes cadenas de distribución o exportar recurren a estos generadores de códigos piratas debido a la desinformación, pero cuando llega el momento de entregar sus productos, son rechazados.

Esto incluye gastos adicionales que pueden repercutir en los beneficios de la empresa, ya que habrá que modificar el embalaje o, como mínimo, reetiquetarlo.